Dorada al Horno con Patatas

De vez en cuando Miguel me sorprende con antojicos variados y esta ha sido una de esas ocasiones. Se levanta el sábado y me dice que le apetece un montón un pescadito al horno. La verdad sea dicha, yo no soy muy de pescado (de pequeña me costaba horrores comerlo) pero de vez en cuando me apetece. Bajé a la pescadería y tenían unas hermosas doradas que se prestaban a lo que quería hacer, así que a la cesta y para casa.

El problema de los pescados al horno es que si nos pasamos de cocción quedan más secos que la jojama y si nos quedamos cortos, no hay quien se los coma por lo que dependiendo de cada horno, el tiempo será mayor o menor. Nadie mejor que nosotros para conocer nuestros hornos.

Nos las tomamos con un vasito de Cerveza Inedit, cortesía de Estrella Damm, que os recomiendo que probéis ya que marida genial con casi todo.

Espero que os guste la receta y que os animéis a hacerla.

 

Ingredientes:

2 doradas de ración

2 patatas

1 cebolla

1 limón

1/4 de vaso de aceite

1/4 de vaso de vino blanco

1/2 vaso de agua

Perejil

Sal

Pimienta

Aceite de oliva

Elaboración

Poner el horno a precalentar a 150º con calor arriba y abajo.

En un bol mezclar el vino, el aceite, el zumo de medio limón, un buen pellizco de sal y un poco de pimienta negra molida.

Coger la dorada y hacer tres cortes en uno de sus lados. Poner en una bandeja y untar bien cada dorada con la mezcla preparada. Impregnar bien los cortes de los costados para que la mezcla entre bien por todas partes. Introducir en cada corte media rodaja de limón.

Echar el medio vaso de agua en la bandeja donde está la dorada (por encima de la dorada no) para que cuando se haga el pescado se vaya evaporando el agua, así queda más jugoso.

Meter las doradas en el horno y cocinar durante unos 30 minutos a 150º (hay que tener en cuenta que cada horno es un mundo y puede costar más o menos hacerse).

Poner en una sartén aceite de oliva en abundancia y calentar. Mientras cortar las cebollas a láminas y las patatas en rodajas no excesivamente finas. Cuando el aceite esté bien caliente echar la cebolla y las patatas y pochar bien.

Cuando estén listas las doradas, sacar del horno y servir recién hechas con la guarnición. Espolvorear con un poco de perejil.

 

 

10 pensamientos en “Dorada al Horno con Patatas

  1. Paula

    me encanta la dorada al horno con patatitas, y como yo no bebo vino lo de maridar con una cerveza (en mi caso sin alcohol) me parece una idea fantástica

    Besos. Paula

    Responder
  2. BeatriZ

    Me encanta el pescado al horno . Si encima pones patatas ya… pa morirse. Yo suelo hacerlo sin patatas por aquello de la cocina ligerita pero con patatas me chifla. Y esa cervecita la tengo que probar…

    Besos

    Responder
  3. Ralu

    Hola, muy rico el plato, la dorada es uno de los pescados que más como ya que es relativamente barato y fácil de hacer, por lo menos para mi, suelo hacerla a la plancha o a la sal, hace tiempo que no la hago al horno. LLevas razón si te pasas no hay quien se la coma y si no llegas… puag, se me quitan las ganas de pescado. Bezitos.

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *